Si quieres cambiar de móvil, en principio tienes dos opciones, comprarlo nuevo, o de segunda mano, ¿no es así? Pues bien, si buscas calidad, pero no puedes permitirte pagar demasiado, deja que te digamos que hay una opción intermedia que seguramente hayas descartado en más de una ocasión por el desconocimiento de sus beneficios, los teléfonos reacondicionados.

Que un teléfono sea reacondicionado no significa que sea viejo, ni que vaya a fallarte a la primera de cambio. De hecho, vamos a contarte un secreto, ¿sabías que cuando se fabrica un Smartphone, el 15% del lote no se verifica durante el control de calidad? Vamos, que tienes más posibilidades de que un móvil nuevo te llegue a casa con un defecto de fábrica que con los reacondicionados, ya que estos han sido sometidos a un control exhaustivo antes de su comercialización.

Partiendo de esta base, vamos a desvelarte los principales beneficios de comprar un modelo reacondicionado.

Lo primero y más importante, el ahorro

Si no empezamos esta lista por el ahorro, no estamos haciendo bien nuestro trabajo, puesto que este es el beneficio number one. Comprar un reacondicionado supone un ahorro de hasta un 50% en algunos de los casos, dependiendo de si este teléfono ha sido de segunda mano con poco uso, o era de los que desgraciadamente llegan al cliente con un defecto de fabricación.

Además, pagar menos por él no significa que vayan a faltarle funciones, el teléfono es el mismo y a nivel de usabilidad no hay diferencia alguna, así que quítate de la cabeza eso de que los reacondicionados no son fiables.

Son equipos que han pasado por una doble verificación

Esto de la doble verificación lo sabemos con certeza en I Like Phone, porque nosotros mismos en nuestra tienda, nos encargamos de reacondicionar y dar una nueva vida a los equipos. Cuando nos llega un teléfono usado, cualquier mínimo detalle se verifica sin excepción.

Pero, no solo atendemos las cuestiones estéticas, nos cercioramos de que Hardware y Software, así como todas las piezas internas cumplan bien sus objetivos, si no es así, sustituimos. ¡Recuerda! El objetivo no es dejarlo como nuevo, sino dejarlo nuevo.

Aportas tu granito de arena al medio ambiente

Para nosotros, el beneficio medioambiental es también muy importante y aquí tenemos que hacer que imagines partiendo de la base de que fabricar electrónica supone usar componentes químicos perjudiciales para el planeta.

Lo dicho, imagina que de un lote de IPhone 8, hay dos unidades que han salido defectuosas, una por una pequeña muesca en la estructura y otro por un error en el sistema. Tal y como están estos teléfonos, no se pueden vender y si los “tirásemos a la basura” habrían pasado por procesos contaminantes para el planeta, sin sentido.

Tienen las mismas garantías que un equipo nuevo

Volvamos al principio, ¿por qué ni siquiera te planteas comprar un equipo de segunda mano? Porque te pueden dar gato por liebre, ¿verdad? Puede estar estropeado, o que en menos de un mes te falle la batería… Es un riesgo que se corre, al que no todo el mundo puede exponerse.

Con un teléfono reacondicionado como los que tenemos en nuestra tienda, te olvidas de todo esto, puesto que tendrás 12 meses de garantía.

Deja una respuesta